Oruga procesionaria del pino

Si bien los tratamientos más efectivos contra la oruga del pino o «procesionaria» son los que se realizan en otoño y principios del invierno a estas alturas también podemos combatirla.

Una buena empresa de control de plagas, como es Desratizaciones Lasher, siempre tiene un Plan B e incluso un Plan C para cuando no se ha llegado a tiempo a la mejor opción.

Con la oruga del pino o procesionaria lo ideal es actuar en otoño cuando la bolsa se está formando pero es cierto que salvo que esté prevista esta actuación en la mayoría de los casos se pasa esta fecha y debemos recurrir a otras alternativas.

Además de intentar acabaro con ellas antes de que se desarrollen, este es el mejor plan, también podemos actuar cortando y eliminando físicamente las bolsas e incluso podemos hacerlo mediante trampas desarrolladas específicamente para que no lleguen al suelo ya que a partie de ahí es donde se produce el mayor peligro, especialmente en niños y mascotas.

En Desratizaciones Lasher estamos especializados en el control de plagas y las orugas son precisamente una de las más peligrosas, especialmente para las personas. El calor de la primavera hace que las orugas bajen al suelo y su contacto es sumamente peligroso por lo que es importantísimo acabar con ellas antes de que bajen del árbol.

Siempre recomendamos las campañas preventivas, pero si no ha sido previsor aún está a tiempo. Desratizaciones Lasher garantiza sus trabajos y le ofrece seriedad, responsabilidad y efectividad. Años de experiencia y de éxito en nuestros trabajos de control de plagas nos avalan.